miércoles, 13 de mayo de 2009

El miriñaque




Esta semeya plantégame dellos problemes de datación al ser una mestura d'estilos y modes.
Lo primero que llama l'atención ye la forma de la saya, qu'acampana como si llevare un miriñaque perbaxo. Esti preséu, formáu por varios aros d'acero dexó d'usase a finales de la década de 1860. Los volantes que lleva d'adornu la saya son más característicos de los años 70 del XIX, anque daquella les sayes yá nun yeren de corte acampanáu, sinon de polisón.
Hai que decatase entós del peináu. Antes de finales de la década de los 80 les muyeres siempre se peinaben de raya al mediu, solo nesi momentu empiecen a aportar los flecos, tupés y rizos sobro la frente. Tariémos entós alrodiu 1890.
La modelo pudo aprovechar ropa vieyo, prendes que quedaren démodés, adaptándoles al gustu d'ella pa facer el so traxe d'aldeana.

El mandil tien forma rectangular anque ta redondiáu nos picos inferiores. Va adornáu con cinco cintes de terciopelu tou alredor y otres más fines de pasamanería al interior.
Como banda lleva unos cabos colgando a la derecha del mandil que rematen nuna especie de borla o ferrete.
Trai xustiyu y dengue, posiblemente de seda y terciopelu, al mio gustu bastante raquíticu; camisa de mangues de vuelu y quiciaves pañuelu puestu a la llanisca. Curiosamente nun lleva chaquetiya.
D'aderezu unos perendengues y unes cadenes o gordones al cuellu.

No hay comentarios:

Publicar un comentario